El Diario, 23 de marzo de 2016. Día Mundial del Agua Bolivia tiene 90% de cobertura de agua en área urbana y 65% rural

En conmemoración al Día Mundial del Agua, el Ministerio de Medio Ambiente informó ayer que Bolivia tiene un 90% de cobertura en el área urbana y 65% en el ámbito rural. Aseguran que intensificarán políticas de prevención para cuidar el líquido elemento.

La ministra de Medio Ambiente y Agua, Alexandra Moreira, sostuvo que para ampliar el acceso al agua en el país se invirtieron 8.500 millones de bolivianos en la última década, permitiendo tener una cobertura de agua promedio del 85%, entre el área urbana y rural.

En conmemoración al Día Mundial del Agua, ayer se llevó a cabo un acto público donde participaron autoridades del ministerio de Medio Ambiente y Agua – MMAyA y el embajador de la Unión Europea, Tim Torlot.

Se expuso el programa “Cosecha de Agua”, bajo el lema “Cosechando Vida – Sembrando Luz”, una apuesta que realiza el MMAyA como una estrategia nacional de aprovechamiento sostenible y eficiente de los recursos hídricos, con el objetivo de disminuir la vulnerabilidad de las familias que se encuentran en extrema pobreza con la construcción de tanques de almacenamiento con tecnología de última generación.

De igual forma se presentaron trabajos e investigaciones de interés nacional como “Estudio Inicial de Valoración de las Áreas Protegidas de Bolivia” realizado en el marco del Programa de Apoyo a la Conservación Sostenible de la Biodiversidad (Pacsbio) financiado por la Unión Europea.

En tanto, el Servicio Nacional de Áreas Protegidas – Sernap y la Dirección de Agua Potable y Saneamiento Básico dependientes del MMAyA, se desarrolló una feria informativa, en la cual los asistentes tuvieron acceso a información impresa y audiovisual.

La creación de un día internacional dedicado al agua fue recomendada durante la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Medio Ambiente y el Desarrollo (Cnumad) de 1992 en Río de Janeiro. La Asamblea General de la ONU respondió a dicha recomendación designando el 22 de marzo de 1993 como el primer Día Mundial del Agua para recordar la importancia del agua dulce y la defensa de una gestión sostenible de los recursos hídricos.