Imagen1

El Diario, 4 de marzo de 2017. Este año Epsas desestima crisis de agua en La Paz y El Alto

El gerente de la Empresa Pública Social de Agua y Saneamiento (Epsas), Humberto Claure, aseguró que las ciudades de El Alto y La Paz no sufrirán una crisis de agua, como la ocurrida el pasado año.

En declaraciones a Radio Fides, la autoridad afirmó que las represas en el departamento de La Paz están llenas y aclaró que la única que queda por alcanzar su capacidad máxima es la ubicada en Milluni.

“Este año no habrá una crisis como la del año pasado, eso es algo absolutamente garantizado”, sostuvo.

Además, manifestó con satisfacción que la represa más grande de La Paz, denominada Tuni Condoriri, llegó a su máxima capacidad de 21,5 millones de metros cúbicos de agua durante los últimos días. Cabe recordar que esta represa es la encargada de abastecer a gran parte de la ciudad de El Alto.

“En Milluni ha llegado a un 89 por ciento de su capacidad, todavía falta 33 centímetros para que se llene, aproximadamente 1.1 millones de metros cúbicos, así que todavía estamos monitoreando si alcanza al 100 por ciento de su capacidad”, indicó.

En su criterio, se tiene agua para todos los días para los usuarios de los municipios de La Paz, El Alto, Viacha, Mecapaca, Laja y Palca. “No sólo contamos con agua embalsada sino con proyectos en ejecución que a lo largo del año van a ir entrando en operación y vamos a ir mejorando los horarios”, apuntó.

ANTECEDENTES

La anterior administración de la Empresa Pública Social de Agua y Saneamiento determinó declarar un racionamiento en el servicio de agua potable en noviembre del año pasado, debido a la escasez de líquido en algunas represas del departamento.

En primera instancia, este racionamiento afectó a 94 zonas de la urbe paceña por 24 horas. Posteriormente, el tiempo de privación se incrementó a 48 horas.

A la ciudad de El Alto los cortes llegaron días después, afectando a zonas de siete distritos.

Mientras esto ocurría, los barrios afectados eran abastecidos con agua a través de cisternas proporcionadas por los gobiernos municipales locales y la propia Epsas.