La Razón, 24 de Julio de 2014. Dueño de mina admite la fuga del dique de colas

Polución. Un sifonamiento evacuó 1.400 metros cúbicos o 2 toneladas

Según el propietario del ingenio minero Santiago Apóstol, Mario Cano Cruz, la cuantificación del desalojo del sifonamiento del dique de colas de la represa es de 1.400 metros cúbicos, que formó más de dos toneladas de residuos mineros. Esos desechos estarían concentrados río abajo del Pilcomayo, sobre todo en Canutillos.

“Hemos hecho un trabajo con ingenieros entendidos y se ha cuantificado el volumen que ha desalojado la presa que llega a aproximadamente 1.400 cubos. Es un embudo que se ha formado y se estima que unas 2.800 toneladas están río abajo. En los dos primeros kilómetros está la parte más grande del derrame”, manifestó Cano Cruz a la Red Aclo Potosí.

El propietario del ingenio aseguró que desde el momento en que se percataron del sifonamiento del dique de colas, el 4 de julio, se procedió inmediatamente a parar las operaciones para no verter más agua ni sólidos en el dique.

“Una vez que se controló el accidente hemos tapado inmediatamente el dique por la bóveda donde ha escapado, (…), entonces, nos hemos abocado en primera instancia a tapar esa bóveda; posteriormente, comunicarnos con autoridades y con quien corresponde”, aseguró Cano Cruz haciendo alusión a que en ningún momento se intentó tapar este hecho, pues se considera ambientalista.